Todo lo que no se da se pierde
10 enero 2013

En la frontera entre Tailandia y Camboya, una refugiada sostiene a Pierre Ceyrac SJ en uno de los campamentos. (Kuangchi Programme Service)
A Pierre le gustaba citar una línea de un poeta tamil, Thayumanavar: "Aparte de querer que la gente sea feliz, no quiero nada más de la vida, Dios." Y él se refería a San Juan de la Cruz, quien dijo: "al atardecer de nuestra vida, se nos juzgará sobre el amor."
Chennai, 10 de enero de 2013 – Pierre Ceyrac SJ falleció la madrugada del 30 de mayo de 2012 en Chennai, a los 98 años. Pierre sirvió con el JRS en los campamentos de refugiados camboyanos en Tailandia desde principios de 1980, desde el comienzo del JRS. Cuando Pierre murió, un ex trabajador del JRS escribió, "termina una era de compasión sin fronteras".

Hace algunos años, Pierre reflexionaba así en la web del JRS: "Sin ningún mérito por mi parte, he tenido una vida humana y religiosa extraordinaria durante más de 60 años en las fronteras de civilizaciones milenarias. He sido testigo de situaciones, ya sea en India o en Camboya, donde las fuerzas del mal y las del bien se enfrentan sin cesar. Mi forma de ser jesuita ha sido más fácil por todo lo que he vivido en estos dos países...

Todo esto se podría resumir en el gran axioma de San Juan de la Cruz: 'Mi único trabajo es amar'. Me parece que esta frase tiene dos aspectos que, cada vez más, se convierten en uno: en primer lugar, un creciente amor por Jesucristo - 'El amor de mi alma' - un amor que lo impregna todo. Pero, en segundo lugar, este Jesucristo es buscado, encontrado y amado en los demás, y sobre todo en los pobres y los que sufren. Y así, uno se convierte en 'un hombre para los demás'. A estas dos formas de identificación de mi manera de ser jesuita me gustaría añadir una tercera: ser un hombre de la magis ignaciana, que lucha por la mayor gloria de Dios en los pasos de Xavier – siempre más, siempre más lejos, siempre más lejos a nuevas costas!"

Nacido el 4 de febrero de 1914 en Francia, Pierre entró en la Compañía de Jesús en 1931. Destinado a la India, estudió sánscrito y partió hacia Chennai en 1937, donde estudió literatura Tamil aparte de los estudios para el sacerdocio. Fue ordenado sacerdote en 1945.

En 1980, Pierre fue a Tailandia con un equipo de Caritas India para ayudar a los refugiados camboyanos que, en masa, habían cruzado la frontera huyendo de los combates entre el ejército vietnamita y el Khmer Rouge. Pierre y varios compañeros jesuitas, en particular John Bingham y Oliver Noel, se quedaron para poner en marcha un programa del JRS para Asia Pacífico. Acompañaron a los refugiados camboyanos hasta su regreso en los años 90.

A Pierre le gustaba citar una línea de un poeta tamil, Thayumanavar: "Aparte de querer que la gente sea feliz, no quiero nada más de la vida, Dios." Y él se refería a San Juan de la Cruz, quien dijo: "al atardecer de nuestra vida, se nos juzgará sobre el amor."

Pierre, que fue un maravilloso amigo de los pobres, contagiaba optimismo, un sentido profundo del amor de Dios para todos. En una ocasión, en la frontera entre Tailandia y Camboya, un exasperado funcionario de la ONU dijo que Pierre era un "misil descontrolado". Pierre se preocupó por un instante, temiendo que el oficial le impidiera entrar en los campamentos. Pero al ver que seguía sin restricciones, se deleitaba en el epíteto, ya que lo calificaron como una persona libre. Desde luego, era libre, y esa libertad llevó la alegría a muchos. 

- Mark Raper SJ, ex director del JRS Internacional. Este artículo fue publicado en la última edición de Servir. Clique aquí para leer más.