Rezando con los refugiados: el verdadero rostro de la paz
01 enero 2013

Involucrar a los refugiados en el diálogo sobre la construcción de la paz en América Latina es la única manera de llevar la justicia a miles de desplazados, Táchira, Venezuela (JRS Venezuela)
Con una mirada mediática centrada en los victimarios, nos olvidamos de las personas que continúan enfrentando los embates de la guerra tanto dentro como fuera de Colombia.
Caracas, 1 de enero de 2013 – Recientemente, el gobierno colombiano ha abierto negociaciones de paz con el mayor grupo guerrillero izquierdista de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). Seguramente la construcción de la paz en la región latinoamericana necesita de la participación de las víctimas del conflicto armado colombiano.

Una mujer colombiana refugiada en Venezuela, al preguntársele qué significaba para ella en su situación la palabra "patria", contuvo la respiración, cerró sus párpados para detener las lágrimas y prefirió callar. Seguramente bajo este nuevo clima, ella y muchos otros colombianos expulsados de sus territorios se comenzarán a preguntar si existe esa patria en la cual nacieron y que fueron forzados a abandonar a causa del conflicto.

Más que la paz, como ideal y derecho humano, lo que más anima en este momento es la terminación de la confrontación armada. Esto permitiría avanzar en discusiones amplias dentro del país sobre los factores estructurales de la violencia, en la creación de posibilidades para todas y todos de disfrutar de sus derechos fundamentales y de construir un país más incluyente. Mientras la guerra continúe, muchísimos temas de la vida nacional seguirán siendo decididos sin mayor consulta. Cabe la pregunta que se nos abre hacia el futuro: ¿qué tipo de país se fue construyendo mientras andábamos en el espejismo de la guerra frontal contra el terrorismo?

Con una mirada mediática centrada en los victimarios, nos olvidamos de las personas que continúan enfrentando los embates de la guerra tanto dentro como fuera de Colombia. En estos tiempos cuando el Gobierno de Colombia adelanta un diálogo con las FARC resulta primordial mantener presente la voz de quienes fueron obligados a salir de sus territorios, su participación en los procesos de reparación dentro de Colombia y las posibilidades del retorno de las familias y personas refugiadas colombianas.


Suggested Reading for Prayer
Blessed are the merciful, for they will be shown mercy (Matthew 5.7)

Thus says the LORD of hosts: Render true judgment, and show kindness and compassion toward each other. (Zechariah 7.9)